“Todo lo demás es mentira”, de Alejandro Hosne: el destino incierto del adolescente que todos fuimos

La vida sería demasiado aburrida si tuviéramos la certeza de que todas las decisiones que tomamos nos van a llevar por el camino fácil e inequívoco. Sobre todo cuando estamos en una de las etapas más inciertas de nuestra historia, donde ya no somos los volubles adolescentes de la secundaria, pero tampoco podemos definirnos como adultos autosuficientes que no necesitan consejos de sus padres. Es la edad donde nos sentimos capaces de todo y una extraña sed de nuevas aventuras fuera del yugo familiar es la que nos impulsa para hacer hasta lo inimaginable, sin saber a ciencia cierta lo que nos espera en el mundo real. Así le sucede a Miguel, protagonista de “Todo lo demás es mentira”, quien vive en un pueblo a las afueras de Buenos Aires y lo único que quiere en ese momento de su vida es marcharse a estudiar ingeniería en la capital argentina.

Y claro, es el plan perfecto para cualquier chico que busca alejarse del tranquilo estilo de vida al que está acostumbrado en un lugar donde prácticamente no pasa nada. Encinas, se llama el pueblo, y sin alguna motivación o razón que lo obligue a permanecer en ese sitio, Miguel cuenta los días para emprender su gran viaje, necesita vivir nuevas experiencias y evitar quedarse para trabajar en el restaurante de sus padres. Pero la repentina muerte de su abuela desencadena una serie de conflictos que lo pondrán a prueba.

“Todo lo demás es mentira”, de Alejandro Hosne, es una novela que involucra situaciones por las que todos hemos pasado, pero que a veces no nos gusta admitir. Tal como sucede con la historia del tío de Miguel, de nombre Daniel Busatti, porque si hay algo que no puede faltar en toda familia tanto aquí como en el rincón más inhóspito del mundo, son los secretos familiares. De ahí que gran parte del libro narre la inusual búsqueda que Miguel emprende para averiguar las razones por las cuales está prohibido hablar del tío que abandonó a su familia desde hace años.

Desde luego, al estar en una situación de constante desapruebo por su padres, Miguel se identifica con su tío, o con lo poco que sabe de él, por eso cuando la abuela muere, una imperiosa necesidad por conocer la verdad lo mueve por caminos que cambiarán definitivamente su percepción de la vida.

En definitiva, “Todo lo demás es mentira” es una novela que se introduce a nuestros recuerdos borrosos y saca a flote una serie de dudas y cuestionamientos sobre lo que realmente somos, sobre lo que estamos haciendo con nuestra vida, ¿será lo correcto?¿vamos en la dirección adecuada? o ¿ya nos estancamos en una zona de confort? Tan solo basta con ser un poco más sinceros.

– Alejandro Hosne: “Todo lo demás es mentira”. México D.F., Alfaguara, 2014, 154 pp.

Por Orianna Martínez

Mascultura 25-Jul-14
 

Facebook

Historial

Descarga