Select Page

Conversar con el alma

Conversar con el alma

2 de marzo 2023

Entre 1976 y 1978 Jean-Jacques Rousseau escribe Cuatro ensoñaciones de un pasante solitario, obra testamental donde el aislamiento toma un nuevo significado: es una forma de estudiarse a sí mismo. La historia está inconclusa, pues el autor falleció antes de terminar el décimo y último apartado; sin embargo, el material recuperado se divide en paseos y caminatas donde se describen los estados emocionales de Rousseau en un formato de ensayo combinado con prosa poética.

A lo largo del libro se nos hace partícipes de sus últimos años de vida, pues explica detalladamente cómo las inspiraciones pueden ser pasiones vitales. Con una mirada filosófica se explica la felicidad desde la contemplación de las cosas, en un estado de aislamiento individual donde existe un equilibrio mental y corporal.

Además, se resaltan las anécdotas que produjeron felicidad al autor, como la práctica y observación botánica durante su estadía en París; las ensoñaciones solitarias que tuvo en la isla de Saint-Pierre en medio del lago de Bienne, lugar donde —recalca— vivió los dos meses más gozosos de su vida, ya que experimentó una conexión única con la naturaleza.

Durante el primer paseo se desarrolla la compasión que Rousseau siente por sí mismo. En el segundo se profundiza la meditación sobre la soledad como parte de las ensoñaciones. En el cuarto paseo se habla sobre la verdad y la mentira, cada una varía dependiendo de la situación. Por último, describe que la naturaleza es una pasión que ama. Esta combinación de reflexiones hace del texto una pieza sensitiva en la que se valoran las limitaciones: son elementos de nuestra composición.

Con este libro Rousseau no buscó desarrollar un tratado filosófico, sino una obra libre narrada desde la intimidad del alma, en donde no existe la presión social, el desprestigio, ni contradicciones con la época. Por ello, una de las reflexiones más valiosas que nos deja es la importancia de tener paz en el corazón y abrazar la soledad a modo de reflexión introspectiva.

Hoy en día el libro cobra un nuevo sentido. Si bien no tiene un destinatario ni una destinataria, es posible simpatizar, tanto con la soledad que vivió el autor —pues ya experimentamos los estragos del confinamiento ocasionado por la propagación de COVID-19—, como con la idea de que la verdadera felicidad está dentro de cada persona, se encuentra en las cosas más simples de la vida.

Consigue el libro en la tienda virtual www.libros.unam.mx y en todas las librerías de la UNAM. Para mayor información, sigue en redes sociales a @librosunam