Select Page

Dejando de ser azules con Jenny Lewis & Serengeti

Dejando de ser azules con Jenny Lewis & Serengeti

13 de mayo de 2021

Juan Cárdenas

Las colaboraciones musicales son siempre atractivas: de inmediato nos hacen pensar en lo que podremos encontrar de nuestros artistas favoritos cuando trabajan al lado de otra mente creativa.

Para la originaria de Las Vegas, Jenny Lewis, el caso más reciente se desarrolló durante el encierro de 2020, provocado por la pandemia de covid-19. Junto a su buen amigo y también fan del box, Serengeti, creó la primera de varias canciones (cinco o seis) llamada Unblu (Dejar de ser azul). Hablamos con ellos sobre la experiencia.

“Tener una excusa para grabar y trabajar algunas cosas juntos fue la mejor parte de 2020 para mí, además de ejercitarme regularmente, lo cual ha sido algo positivo”, dice Lewis desde su casa en California. La artista lleva una carrera activa desde 2006.

“Solo grabé en mi casa y no he tenido que ir a ningún lado, y esto ha sido algo nuevo para mí —dice, por su lado, Serengeti—. Levantarse placenteramente y trabajar con Jenny es genial. Ya éramos buenos amigos cuando nos conocimos, y ahora culminar con esto ha sido genial. He disfrutado el proceso”.

“Toda esta música es gratuita; la hice cien por ciento en mi teléfono y se la mandé a Dave. Sin filtros, cruda, así que es una versión tan real como lo son mi musicalidad y mis habilidades de ingeniera: no es completamente profesional, pero de alguna manera tiene este espíritu diferente dentro”, revela la cantante. Para todo melómano, la idea de música cruda resulta atractiva, especialmente cuando se trata de artistas que llevan tiempo en la escena, han trabajado en su profesionalización y han evolucionado. Volver a escuchar algo como esto, inspiración pura, se transforma en un privilegio.”

“Tenemos cinco canciones. Dave quiere seis; insiste: ‘No podemos tener cinco, Jenny, debemos tener seis’. ¿Cuál es tu problema con el número cinco?”, pregunta Lewis a Serengeti. Hablar con ambos hace realidad el ideal de cualquier periodista musical, pues fluyen como verdaderos amigos, dejándome simplemente ser testigo y disfrutar tanto de su interacción como de su música.”

“No es eso. Es… Piensa en el disco: tres canciones por cada lado. Piensa en una cena: pones el disco de un lado y ése es el tiempo de la ensalada, posiblemente tres canciones, nueve minutos. Y cuando eso termine, el anfitrión se levanta, y para el segundo tiempo pone el otro lado del disco. Si sólo son dos canciones no hay tiempo suficiente, no es tiempo suficiente”, responde Serengeti, quien evidencia su afición al tradicional disco de vinilo con su argumento.”

Jenny Lewis comentó en otra entrevista, hace tiempo, que disfruta colaborar con quien sabe más que ella sobre “cosas”, por lo que debo preguntarle ¿qué sabe Serengeti?

“Vamos a hablar solamente de canciones: Dave líricamente va más allá de la creación inicial. Es tan profundo líricamente y toca tantos aspectos que nunca aparecerían en una canción con mis previos colaboradores. Siempre hay una fórmula de folk o música rock, ¿sabes? Con él, existen todas estas ideas que para mí como letrista son tan excitantes. Me gusta no repetir los mismos temas de los que siempre hablamos. Dave es amplio y divertido. Yo escucho esta música más que nadie, y cada vez que la escucho obtengo otra versión de lo que está pasando y me echo a reír. Además, es muy gracioso. Él es humilde, pero está aportando un nuevo nivel a esto. Yo normalmente soy la persona de las palabras; ése es mi trabajo”, expresa Lewis, emocionada.

Les pregunto también sobre otra declaración que dieron acerca de esta colaboración y su resultado. “Es música para alocarse, mientras se miran las noticias”, dijeron, cuando sabemos que, durante todo 2020 y lo que va de 2021, sólo ver las noticias parece ya una locura.

“Bueno, algunas veces era ‘ya no puedo escuchar más esta mierda’ —comenta Lewis—, y es que vaya año para estar conectados y desconectados. Sin embargo, realmente siento que he redoblado el interés hacia mis amistades. Hay un par de personas en mi vida con quienes me he vuelto más cercana y tengo una sensación de claridad. 2020 ha sido muy importante para mí. Fue todas las cosas por las que todas las personas han pasado, pero realmente también un tiempo precioso. Me siento muy agradecida por él”, termina, brindando una reflexión sobre una temporada que será histórica, y que muy probablemente se recordará trágicamente, aunque podríamos rescatar bastantes aspectos positivos.

“Unblu fue como darle vuelta a una rueda. Te despiertas con eso todo el tiempo. Nunca voy a olvidar los días en tu casa, planeando todo esto. Ahí fue cuando te pregunté inicialmente, y eran sólo tres o cuatro acordes, ¿recuerdas? —comenta Serengeti sobre el nacimiento de esta colaboración—. Estabas tocando y tocando, y sólo fluía a través de ti. Así puede ser el número seis, sólo tienes que pensar en un título que atrape. Porque deben saber que Jenny escribe todos estos títulos. Unblu, qué gran título, ¿cómo ése no había sido un título antes? UnBlu, y lo dice todo”.

El segundo track de su colaboración ya salió: se llama Idiot. Ya sean cinco o seis piezas, las dos primeras son maravillosas, divertidas y, en efecto, sin compromisos, liberadas. Se trata de una colaboración entre amigos que podemos presenciar y dentro de la cual no sólo ellos disfrutan, sino todos nosotros también.

Entre lo bueno que recordaremos de la pandemia de 2020 estará este coro: “Cariño, he estado escalando la montaña a tu corazón. Podría haber jurado que vi un diamante brillar en la oscuridad. Era azul y suave. ¿Cuánto tiempo te esperaré para que dejes de ser azul?”. +

Facebook

Historial

Descarga