Select Page

Museo del horror literario

No te pierdas la columna de Antonio Malpica, escritor mexicano que recientemente obtuvo el Premio Iberoamericano SM Literatura infantil y juvenil. 

Tortuga: ¿Podría dejarme entrar a mi casa?

Aquiles: Son sólo unos segundos. Ya casi está todo listo.

Tortuga: Hubiera agarrado un suéter, de haber sabido que se iba a tardar tanto.

Aquiles: Valdrá la pena la espera. Se lo prometo.

Tortuga: También habría podido tomar un libro, ya que estamos en eso. Uno gordo.

Aquiles: Voilà! ¡Pasen, amigos de lo sobrenatural!

Tortuga: ¿De qué habla? Sólo estoy yo.

Aquiles: ¡Bienvenidos sean… al Museo del horror literario!

Tortuga: Me alegro. Ya no sentía las piernas. ¿Bienvenido a dónde, dijo? ¿Por qué está vestido como el conde Drácula? ¿Y esa música tenebrosa?

Aquiles: Se puede mejorar el vestuario, claro. Me lo prestó el vecino del 4, pero para Halloween ya tendré algo de mi talla. Y la música es de Nox Arcana. Por favor. Iniciemos…

Tortuga: ¿Se fundió un fusible? ¿Por qué está todo oscuro?

Aquiles: ¡Bienvenidos sean, amigos de lo siniestro! ¡Todo lo que presenciarán en este museo es real! ¡Nada está trucado! ¡Pasen por aquí si no son débiles de corazón!

Tortuga: Deje de hablar en plural y de impostar la voz. ¿Por qué está clausurada la puerta de la cocina? Quiero hacerme un sándwich.

Aquiles: Lo siento, amigos, esa sección no forma parte del tour. Por aquí.

Tortuga: ¿Así que ésta es su gran idea para la fiesta de Noche de Brujas de su club de novela? Van a acabar echándolo.

Aquiles: ¡Silencio, no profanen la quietud de esta cripta! ¡Escuchen con atención y fascínense ante estos prodigios!

Tortuga: En Halloween me largaré a pedir dulces, con tal de no estar aquí.

Aquiles: Todos ustedes, amigos de lo sobrenatural, saben de la existencia de
libros… ¡Como éstos!

Tortuga: ¡Hey! ¿Cómo hizo para que sonara ese trueno en cuanto cayeron del librero? Lo felicito. Al menos los efectos están bien logrados.

Aquiles: ¡Todos hemos experimentado horror, desesperación y muerte y confusión y más muerte y más confusión ante estos especímenes! ¡Niéguenlo!

Tortuga: ¿Finnegans Wake? ¿El ruido y la furia? ¿Cómo es? Y acá hay otros de Lezama Lima, de Elfriede Jelinek, de… ¿A dónde quiere llegar, orate?

Aquiles: ¿Son novelas? ¿Son acertijos? ¿Son manuales para arreglar la tubería de la casa?

Por Antonio Malpica

Sigue leyendo la columna de Antonio Malpica aquí.

Mascultura 08-oct-15
 

Facebook

Historial

Descarga