La herencia irreverente de Philip Roth

La herencia irreverente de Philip Roth

Considerado como misógino y traidor a los suyos, Philip Roth ha causado polémica desde el comienzo de su carrera en el mundo de las letras. De su primera novela, le preguntaron por tratar las relaciones interpersonales en ciertos ámbitos de la comunidad judío-estadounidense, si “hubiera escrito esas cosas de vivir en la Alemania nazi”. Él respondió: “Pregunta siguiente, por favor”.

De su prolífica creación, cuatro obras serán recordadas para siempre como novelas insignia de la literatura del siglo XX: El mal de Portnoy (1969), que lo lanzó al éxito internacional gracias a su ácido humor sexual y la caricaturización de las costumbres judías, y la Trilogía Americana, compuesta por las novelas Pastoral Americana (1997), que le valiera la obtención del Pulitzer; Me casé con un comunista (1998) y La mancha humana (2000). Aunque éstas son las novelas que mayor reconocimiento le orotrgaron, habría que agregar El teatro de Sabbath (1995), considerada por Harold Bloom como la obra maestra de Roth, y que estuvo entre las finalistas para la obtención del Pulitzer.

A lo largo de los poco más de 50 años que dedicó a escribir –se retiró oficialmente en 2012 tras recibir el Premio Príncipe de Asturias-, Roth dio vida a 27 novelas en las que exploró, entre muchos otros temas, las particularidades de la comunidad judío-estadounidense y los demonios personales desatados por las pasiones sexuales.

Philip Roth nació en Nueva Jersey el 19 de marzo de 1933.+

Facebook

Historial

Descarga