“Criminal: Coward”, un cómic de herencia ‘noir’

“Criminal: Coward”, un cómic de herencia ‘noir’
27 de enero de 2020
Carlos Tirado Arámburo

Criminal es la condensación de las más profundas influencias de Ed Brubaker y Sean Phillips de la novela negra, desde Raymond Chandler, hasta el cine noir (¿recuerdan la obra maestra de Orson Welles titulada Touch Of Evil?).

Lo que realmente buscaba el guionista era desprenderse de los elementos superheroicos presentes en sus últimos trabajos (“The Death of Captain America”, Marvel) para afrontar un proyecto de género negro puro que cumpliera con las expectativas de los lectores norteamericanos que habían crecido con películas como The Third Man (Carol Reed, 1949).

Fue en el distante mes de octubre del año 2006 cuando se publicó la primera entrega de “Criminal”. Una apuesta arriesgada en favor del que fuera alguna vez el género predilecto de los lectores norteamericanos. Aquellos que leían con devoción obras como The Maltese Falcon de Dashiell Hammet.

Si deseas conseguir el libro, da clic aquí

Criminal: Coward está narrada en primera persona, de esta manera el autor nos acerca a la vida de Leo Patterson, un fracasado que se ha vuelto carterista para cuidar de Ivan, amigo de su padre que padece Alzheimer y que como él tiene un pasado en la vida delictiva. Las reglas que se ha autoimpuesto Ivan, a menudo confundidas en ese mundo como una señal de cobardía, y las necesidades que surgen día a día para cuidar de Ivan logran involucrarlo en un asalto a una camioneta blindada. El asalto lo llevará al lado de gente como Seymour, Jeff, Gretta y Donnie. Un amigo de toda la vida, un policía con movidas chuecas en su medio, una ex drogadicta y un enfermo de epilepsia, respectivamente.

En palabras de Ed Brubaker, Criminal: Coward “Trata acerca del crimen. Acerca de estar en un banco y pensar en cómo lo robarías si pudieras. Trata acerca de crecer en el lado equivocado de la ley, y aún así mantener un código moral. Trata básicamente acerca de aquellas cosas que me fascinan, que fascinan a la mayoría de lectores y espectadores de televisión. La primera historia es la de un robo”.

 

Valoración personal.

Brubaker, tras éxitos comerciales con Marvel (Daredevil, Captain America: Winter Soldier) decide tomar las riendas de su proyecto más ambicioso que dará como fruto, la que a título personal, es su mejor obra. El trabajo del dibujante Sean Phillips es preciso, preciso porque narra la trama sin necesidad de llenar los espacios de texto y evitando caer en otra serie cualquiera del género. La historia que cuenta Brubaker es sumamente agridulce. Es la historia de un hombre, un perdedor irreconocible para la sociedad, que se ve empujado hacía un mundo que le fascina y le aterroriza al mismo tiempo. Todo lo último sin olvidar su código que lo hará ser calificado como un cobarde entre sus cómplices. Es una historia que superará las expectativas del lector de novelas noir, un respiro para un género que cada día pierde más su luz entre la oscuridad de la publicación de obras sin rumbo y llenas de sin sentido narrativos.+

Descarga

Facebook

Historial