Sinatra, el caracter de hacerse a sí mismo

Sinatra, el caracter de hacerse a sí mismo

Con un repertorio de más de 1300 canciones grabadas, una capacidad de interpretación vocal suficiente para transmitir emociones diversas y al mismo tiempo mantener una cercanía verosímil como actor en más de 60 filmes; puede decirse que Frank Sinatra fue la primer superestrella pop del siglo XX; un hombre hecho a sí mismo, como suele decirse.

La carrera de Sinatra ejemplifica bien ese término convertido en filosofía del American Way of Life, que, pese a no tener estudios, supo utilizar su intuición para desarrollar sus talentos y explotarlos, así ganaría un concurso radiofónico que sería el detonante de su carrera profesional, amoldándose en los zapatos de su admiración por Bing Crosby, y apoyándose en los talentos de grandes compositores como Cole Porter o George Gershwin, de quienes aprendería a refinar su oído; entonces la fama y la gloria en un Estados Unidos en guerra construirían la leyenda de quien ya era conocido simplemente como La Voz.

En el cambio de una era de guerra a una de paz, Sinatra con una carrera en declive, se vio forzado a reinventarse, buscando colocarse en un papel dentro de alguna película que le permitiera relanzar su carrera; entonces llegó De aquí a la eternidad, un premio de la academia a mejor actor de reparto, The Rat Pack, Frank Ocean (antes que Clooney), y lo que sería el comienzo de una larga estadía entre Las Vegas y California, dónde terminaría su vida en 1998.

Con su carrera, Sinatra sentó las bases de los fenómenos mediáticos y populares que vendrían después, ya fueran Elvis Presley, The Beatles, Michael Jackson o Madonna.

Frank Sinatra nació un 12 de diciembre de 1915 en Hoboken, New Jersey.+

Descarga

Facebook

Historial