‘Stairway to heaven’ y otras supuestas acusaciones de plagio musical

‘Stairway to heaven’ y otras supuestas acusaciones de plagio musical
11 de marzo de 2020

Alonso Cerón

No solo Led Zeppelin ha tenido que lidiar en tribunales por ser acusados de plagio.

Tras el fallo en tribunales en donde se dictaminó que la legendaria banda Led Zeppelin no plagió la melodía inicial de su emblemática canción Stairway to heaven a la banda estadounidense Spirit, una batalla legal que duró seis años, cuando los integrantes de dicha banda, decidieron demandar a los británicos.

Estos casos de supuesto plagio en la música son más comunes de lo que se piensa. Incluso en algunas ocasiones, las instancias legales han dado su veredicto en favor de los demandantes, quienes obtienen ganancias a través de las creaciones de otros músicos.

Diversas bandas consolidadas no se han visto exentas de ciertas acusaciones, las cuales se han resuelto en los tribunales. Aquí te presentamos algunos casos emblemáticos:

John Lennon y Chuck Berry

El exbeatle compuso Come Together para el último álbum del cuarteto de Liverpool Abbey Road. El editor Morris Levy notó que parte de la letra y el ritmo de esta canción era muy parecida al éxito de 1956 You can’t catch me, de su cliente Chuck Berry. Lennon llegó a un acuerdo extrajudicial con Levy, al aceptar grabar un álbum de conversión que publicaría el editor. Las sesiones no fructificaron y Lennon buscó retirarse del acuerdo. El álbum se publicó en gran medida por las gestiones de la disquera Capitol.

Killing Joke y Nirvana

La banda conocida como “The Joke”, notó que un riff de sus pistas de 1984 titulado Eighties, era muy parecido a uno de la canción Come as you are del álbum Nevermind de Nirvana. El asunto no pasó a mayores y después de la muerte del vocalista Kurt Cobain el asunto quedó olvidado.

The Rutles y Oasis

En la navidad de 1994, la banda de Manchester lanzó uno de sus ya clásicos himnos, Whatever. Los editores de la disquera EMI notaron que un pequeño extracto de la melodía principal era muy parecido a la canción de 1973 How Sweet To Be An Idiot de Neil Innes, el genio detrás de la parodia a The Beatles conocida como The Rutles. Con una desconcertante coincidencia.

Led Zeppelin y Spirit

Recientemente resuelto el caso, una de las canciones más hermosas del siglo XX se vio inmersa en una batalla legal. En 2014, la banda estadounidense Spirit demandó a los británicos de Led Zeppelin, varias décadas después del lanzamiento de Stairway to heaven, debido a que el riff inicial es muy parecida a la melodía de la canción Taurus. Después del litigio, la corte falló en favor del Zeppelin de plomo.

Joe Satriani y Coldplay

La canción con la que la banda británica dejó de ser definitivamente alternativa para abrazar el éxito comercial, fue objeto de dos acusaciones de plagio. La primera por parte de la banda estadounidense Creaky Boards, las cuales fueron desestimadas legalmente. Pero la segunda acusación llegó de parte del genio de la guitarra Joe Satriani, quien dijo que “una daga atravesó su corazón”, al escuchar el ritmo. El asunto fue desestimado por la corte, sin embargo hubo un acuerdo extrajudicial.

George Harrison y The Chiffons

Además de John Lennon, otro miembro del cuarteto de Liverpool estaría demandado por plagio. El primer éxito de George Harrison en su carrera independiente My Sweet Lord, resultó que se parecía mucho a la canción de 1962 de la banda The Chiffons, titulada He’s So Fine. El asunto se resolvería en un larguísimo juicio. En 1976 un juez declaró que Harrison habría “robado de manera subconsciente la obra”, el caso no quedó totalmente resuelto sino hasta 1999, dos años antes de la muerte de George.

Lana del Rey, Radiohead y Albert Hammond padre

La estadounidense Lana del Rey tuvo una disputa legal con Radiohead, debido a que su canción de 2017, titulada Get Free tiene un parecido con la composición de Radiohead Creep, una de sus canciones más conocidas. Al final llegaron a un acuerdo económico.

Sin embargo, la controversia alrededor de la pista no terminó ahí. Albert Hammond, escribió en 1972 una canción titulada The Air That I Breathe, la cual fue compuesta para la banda The Hollies. Dicho corte es uy parecida a Creep, que fue escrita dos décadas después, por lo que ahora The Hollies tienen un crédito de composición en el éxito de Radiohead.

Marvin Gaye contra Robin Thicke y Pharrel Williams

La colaboración de 2012, la cual vendió muchas copias por un video muy sugerente. Sin embargo, la familia de Marvin Gaye dejó de lado a las súper modelos del video y escuchó que la música era muy similar a Got To Give It Up. Tras una larga batalla legal y el argumento de Thicke de que solo se inspiró en la “sensación” de la canción de Gaye, tuvo que pagar cerca de 5 millones de libras.+

Descarga

Facebook

Historial